Jardines de Mandor, Aguas Calientes, Perú

Aguas Calientes es un pueblo que se hizo muy famoso debido a su ubicación… casi al pie de la montaña Machu Picchu.

Es el punto al que todo viajero debe llegar antes de subir al Santuario de Machu Picchu.

El lugar donde están los alojamientos, restaurantes, cajeros, farmacias, estación de tren, y todos los servicios esenciales.

Jardines de Mandor

Si no fuera por la ciudadela de Machu Picchu, probablemente este pueblo ni figurara en el mapa.

Lamentablemente, muchos viajeros prácticamente pasan de largo.

Muchos llegan en tren y de ahí se van directo a Machu Picchu. Y cuando bajan de la ciudadela, retornan a Cusco sin conocer Aguas Calientes, hoy en día llamado Machu Picchu Pueblo.

Aguas Calientes es un lugar que me gusta mucho. Rodeado de naturaleza, de montañas, el río sagrado, no hay autos, y hace calor prácticamente todo el año.

Y en sus alrededores, hay varios lugares para conocer.

Jardines de Mandor

Las aguas termales, que de ahí proviene su nombre “Aguas Calientes”; la montaña Putucusi con un mirador justo en frente a Machu Picchu, campings, Mariposario, el Jardín Botánico, senderos, y el lugar al que está dedicado este post… los Jardines de Mandor.

Los Jardines de Mandor son tierras privadas, pertenecientes a una familia de la zona desde los años 60. Pero fue recién a finales de los 90 que habilitaron el acceso a los viajeros.

En estos jardines, se encuentra una especie de Jardín Botánico. Todas las plantas debidamente identificadas.

Pero lo mejor del lugar, es el sendero por la selva, corto sí, pero muy recomendable. Donde en el final, se llega hasta la Cascada de Mandor.

He ido en diferentes épocas del año, y siempre la encontré con bastante caudal, lo cual la vuelve una visita obligada en la zona.

Además, de poder meterse al agua 🙂

Jardines de Mandor

Si bien el paseo dentro de los jardines es corto, se complementa con el camino que hay que recorrer para llegar.

Cómo Llegar a los Jardines de Mandor

Desde Aguas Calientes se debe seguir la calle (la única en todo el pueblo) que lleva a los puentes de acceso a Machu Picchu, el camino que hacen los ómnibus diariamente llevando a los viajeros hasta la ciudadela (estos son los únicos vehículos autorizados en Aguas Calientes).

Luego, sin cruzar los puentes, se sube por una escalera hasta encontrar las vías de tren. Este trayecto desde Aguas Calientes hasta las vías, se hace en 20 minutos.

Y finalmente, se sigue por las vías del tren otros 30 minutos hasta llegar a la entrada de los Jardines de Mandor.

Jardines de Mandor

Pero no te asustes, hay espacio suficiente para ti y para el tren. Además, si pasa el tren, la aventura se hace mucho más emocionante 😉

Ese trayecto es una parte de la caminata que se realiza desde Santa Teresa, para los que realizan el Camino Alternativo.

Otra forma de llegar, es directamente desde Aguas Calientes, seguir por las vías del tren, sin pasar por los puentes.

Una vez en Mandor, hay que abonar un ticket de 10 soles por persona, unos 3 dólares.

Jardines de Mandor

Es un paseo ideal para una caminata rodeado de naturaleza y contemplando el río y las montañas. Para decirle adiós al estrés cotidiano por un rato.

En total es una hora para ir, y otra para volver. Más otros 30 minutos para conocer Mandor.

Un sendero fácil, e imposible de perderse.

Además, es una buena entrada en calor para los que al día siguiente van a subir a la montaña Machu Picchu o al Huayna Picchu.

Jardines de Mandor

Considero que vale la pena dedicarle un día entero a este pueblo que parece perdido en el medio de la selva peruana.

En el cual, además de Mandor, puedes complementar el paseo con el Mariposario o el Jardín Botánico, que se encuentran en la misma dirección que los Jardines de Mandor, pero antes de llegar a los puentes de Machu Picchu.

La montaña Putucusi será tema para otro post 🙂 Y las aguas termales considero que no valen la pena.

Cuando armes tu viaje a Machu Picchu, no dejes al pueblo de Aguas Calientes afuera de tu itinerario.

tips para viajar a Bolivia
Bolivia es un país fascinante. Paisajes extraordinarios como el Salar de Uyuni, las lagunas de colores, el lago Titicaca, la Isla del Sol, entre muchos otros. Pero a su vez, no es un país preparado para el viajero. Falta mucha infraestructura, faltan servicios, falta preparación. Por eso, hay que ir…
Hace unos meses, comencé con una nueva serie de artículos donde cuento 10 tips para viajar a determinado país. Diez píldoras, diez consejos simples pero que pueden ser la diferencia entre un gran viaje o el nunca más querer regresar a ese país. Comenzamos esta serie con los 10 tips…
No comments yet.

Deja un comentario